Guia del Mundo - Portada
PortadaPaísesTemasActualizaciónBúsquedaCorreo
5.gif (35 bytes)
600.gif (62 bytes)
5.gif (35 bytes)
Mujeres (2650 bytes)
Poblaciones en movimiento
icono.gif (225 bytes)
Los movimientos a gran escala de refugiados y otros emigrantes forzados se han convertido en una característica típica del mundo contemporáneo. Pocas veces en la historia reciente se ha visto un número tan grande de personas en tantas partes del planeta en la necesidad de abandonar sus propios países y poblaciones para buscar la seguridad en otra parte.

EL NÚMERO DE PERSONAS que tiene a su cargo el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) aumentó de 17 millones en 1991 a más de 27 millones a principios de 1995. Otros cálculos indican que hay más de cien millones de personas trasladándose de un lado al otro, uno de cada 60 seres humanos. Hay 70 países que albergan más de 10.000 refugiados.

En derecho internacional, el término "refugiado" tiene una definición precisa: "la persona que no puede o no desea volver a su país por temor a la persecución por motivos de raza, religión, características étnicas, pertenencia a determinado grupo social u opinión política". Hay otras circunstancias que también obligan a emigrar, como el que se niegue acceso a la tierra y las consecuencias de los modelos de desarrollo y sistemas económicos que no permiten satisfacer las necesidades más elementales de las personas.

Es este tipo especial de refugiados (los refugiados "ambientales") el que ha registrado un mayor incremento en los últimos años y, según la organización no gubernamental (ONG) People & the Planet, su número puede situarse en más de 25 millones (diez millones reconocidos y quince no reconocidos).

El aumento repentino de la cantidad de refugiados está superando con mucho la capacidad de respuesta de la comunidad internacional. En 1994, el presupuesto anual del ACNUR se elevó a mil millones de dólares, mientras que los costos estatales para prestar asistencia a las personas que buscan asilo (que representan una pequeña parte del problema global) exceden con mucho de los cinco mil millones de dólares por año. Al ACNUR le es casi imposible satisfacer la demanda de techo y comida, así que menos puede invertir en la repatración o la rehabilitación de los refugiados.

Con frecuencia, los refugiados proceden de ambientes distintos del que impera en el país donde buscan asilo. Introducen costumbres, preferencias alimentarias y prácticas religiosas extrañas. Tienden a congregarse en los barrios indigentes de megaciudades como Dhaka, Calcuta, Karachi, Lagos, San Pablo y Ciudad de México. En esos lugares, dependen de servicios urbanos que ya tienen su capacidad superada o si no se ven obligados a amontonarse en campamentos que carecen de condiciones de subsistencia adecuadas. El reasentamiento de los refugiados nunca es fácil y la asimilación poco frecuente.

Durante muchos años, se estimó que el problema de los refugiados afectaba esencialmente a Africa, el sudeste asiático y América Latina. Sin embargo, se ha registrado un incremento en el movimiento de refugiados en el este y centro de Europa, el Caribe, el  Cáucaso y el sur de Asia. En Africa, los movimientos migratorios más importantes pasaron del noreste y el sur al oeste y el centro del continente.

A principios de 1996, alrededor de un millón setecientos mil ruandeses y más de doscientos mil habitantes de Burundi fueron confinados en campamentos de refugiados situados en Zaire y Tanzania. Doscientos treinta mil ruandeses más quedaron en Burundi. Desde el genocidio ocurrido en Ruanda en 1994, en el que murieron alrededor de un millón de personas, dos millones más de ruandeses buscaron refugio en Zaire, Tanzania, Uganda y Burundi. Muchas personas solo se sienten a salvo en los campamentos de refugiados. Los principales obstáculos que impiden a la mayoría de los refugiados volver voluntariamente son la falta de seguridad y justicia y la manipulación de las noticias sobre la situación actual en Ruanda y Burundi.

La guerra en la ex Yugoslavia obligó a 3.700.000 personas a desplazarse. En Serbia, cientos de miles de yugoslavos de Bosnia y Croacia, en su mayor parte de ascendencia serbia salvo algunos croatas y musulmanes, quedaron en centros colectivos. Las escasas oportunidades de trabajo y la reducción de las zonas rurales aptas para vivir generaron desavenencias que dificultaron el reasentamiento de los refugiados.

Miles de emigrados más encontraron refugio en diferentes países europeos (solo Alemania recibió más de 350.000 refugiados de la ex Yugoslavia) pero en la mayor parte de los casos solamente se expidieron permisos temporarios. En los últimos años, muchos países europeos han endurecido sus leyes de inmigración. Esta tendencia coincide con el resurgimiento de movimientos xenófobos que han perpetrado ataques violentos contra extranjeros, algunos de los cuales eran refugiado.

Los sectores más pobres de la comunidad mundial son los más afectados por el problema de los refugiados. Los veinte países con una proporción de refugiados más elevada son los que tienen un ingreso anual per cápita de 700 dólares. Los países vecinos de Mozambique no cuentan con medios suficientes para apoyar a las personas que la sequía y las malas cosechas -con el agravante de la guerra civil- obligan a emigrar. En Malawi, que ha dado asilo a 800.000 mozambiqueños y figura entre los doce países más pobres del mundo con su PNB per cápita de 230 dólares, de cada nueve personas una es refugiada.

Los refugiados ambientales podrían llegar a configurar una de las crisis humanas más importantes de nuestros tiempos. El fenómeno es la manifestación externa de un cambio profundo, manifestación que suele ir acompañada de pobreza extrema, miedo y desesperación. Si bien la causan los problemas ambientales, es también una crisis social, política y económica.

Es posible que países como Jordania, Egipto y Pakistán se vean repentinamente enfrentados a una grave falta de agua. Países como Filipinas, Kenia y Costa Rica pueden pasar de la abundancia de tierras a la escasez como consecuencia del crecimiento demográfico superacelerado. La capa de ozono de regiones enteras puede haberse reducido seriamente en el lapso de una sola generación. Toda la Tierra parece empezar a sentir los rigores del calentamiento de la atmósfera en un plazo que, en términos relativos, ha sido muy corto. Cualquiera de estas catástrofes ambientales puede producir un número excepcionalmente grande de refugiados.

además...


x_textos.gif (278 bytes)
Poblaciones en movimiento

x_textos.gif (278 bytes)
Las situaciones más graves del mundo por lo que respecta a los refugiados

    

 

Minorías

En junio de 1996  más de 100.000 nepaleses que vivían en Bhután permanecían en campos de refugiados de Nepal. El "Acta de Ciudadanía"  emitida por el gobierno de Bhután en 1985 y las consecuentes persecuciones sufridas por los habitantes de origen nepalés es un caso inédito de limpieza étnica "preferencial". Muchas de las personas expulsadas del país eran  bhutaneses legalmente documentados, de origen nepalés.
    El temor del gobierno monárquico de Bhután de que la minoría nepalesa -alrededor del 40% de la población- se convirtiera en un motor de cambio condujo a la decisión de expulsarlos. El hostigamiento, la tortura y el asesinato de numerosos activistas por la democracia forzó a miles de nepaleses -que fueron obligados a firmar "actas de migración voluntaria"- a abandonar el país.

 

 

Inmigrantes

La inmigración ilegal es un fenómeno que puede tener raíces comunes con el de los refugiados. Los países "ricos" reciben cada año miles de emigrantes que buscan integrarse a sociedades que puedan ofrecerles mejores condiciones de vida que las que pueden obtener en sus países de origen.
    Los requerimientos para entrar a Estados Unidos y la mayoría de los países europeos son cada vez más estrictos. La Unión Europea ha presionado a algunos países de Europa Oriental -como Hungría y la República Checa- para que endurezcan las condiciones de entrada a los extranjeros, reduciendo las posibilidades de que estos estados se conviertan en lugares de tránsito para los emigrantes. En abril de 1996 se estimaba que medio millón de futuros inmigrantes ilegales esperaba en Europa Oriental la oportunidad de entrar en algún país comunitario o en Estados Unidos.
    De acuerdo a datos de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), son más de 2.600.000 los inmigrantes ilegales en Europa Occidental. El tráfico de inmigrantes ha crecido en la presente década. La policía húngara detuvo en 1995 a 285 personas involucradas en este negocio, el doble que el año anterior.

600.gif (845 bytes)

Portada | Países  | Temas | Actualización | Búsqueda | Correo

© Instituto del Tercer Mundo. Juan Jackson 1136. Tel. (598-2) 49 61 92. Fax: (598-2) 41 92 22
  e-mail: item@chasque.apc.org