Guia del Mundo - Portada
PortadaPaísesTemasActualizaciónBúsquedaCorreo
5.gif (35 bytes)
600.gif (62 bytes)
5.gif (35 bytes)

Timor Oriental
Timor Leste

Sinopsis | Historia | Mapa |

  
5.gif (35 bytes)
Historia

MUCHO ANTES DE LA LLEGADA de Vasco de Gama, tanto los chinos como los árabes conocían Timor como una fuente "inagotable de maderas preciosas, que eran trocadas por hachas, porcelanas, plomo y otros elementos útiles a los nativos.

2 La sociedad timoresa tradicional estaba formada por cinco grandes categorías: los liurari (jefes y reyes), los dato (nobles y guerreros, menos importantes), los ema-reino (plebeyos libres), los ata (esclavos) y por último los lutum (pastores nómadas).

3 La población resistió al colonialismo y se produjeron insurrecciones armadas en 1719, 1895 y 1959, todas ellas reprimidas. El territorio fue repartido en 1859 entre Portugal y Holanda. La parte oriental correspondía a los lusitanos, según un acuerdo ratificado en 1904. Sin embargo, la resistencia del pueblo maubere permitió que su cultura sobreviviera a cinco siglos de colonialismo. No tuvo igual suerte el bosque de maderas preciosas, en especial el sándalo blanco, que fue arrasado durante los primeros años por la superexplotación, en lo que constituyó un temprano desastre ecológico. A partir de entonces, el cultivo de café se transformó en la base de la economía.

4 Tardíamente con respecto a las colonias portuguesas en Africa, los independentistas se unificaron a mediados de 1970 y definieron el objetivo de luchar por la liberación nacional, agrupando en un vasto frente a las fuerzas políticas nacionalistas y varias organizaciones sociales.

5 En abril de 1974, cuando la lucha clandestina contra el poder colonial crecía y ganaba apoyo popular, se produjo la "revolución de los claveles, en Lisboa. La caída del régimen colonial en la metrópoli modificó sustancialmente la realidad política en Timor y permitió la legalización del movimiento patriótico. En setiembre se constituyó el Frente de Liberación de Timor Oriental Independiente (Fretilin).

6 El nuevo gobierno portugués prometió la independencia para la isla pero la administración colonial local promovió la creación de la Unión Democrática de Timor (UDT), partidaria del statu quo colonial y de una "federación con Portugal. Simultáneamente, el consulado indonesio en Dili estimuló a un grupo de timorenses a organizar la Asociación Popular Democrática de Timor (Apodeti), que proponía la integración de Timor a Indonesia.

7 Se inició entonces un período de pugna entre los intereses neocolonialistas portugueses, el anexionismo indonesio y los independentistas. En agosto la UDT intentó un golpe de estado, contra el cual el Fretilin proclamó la insurrección general armada. La administración portuguesa abandonó el país y, ya controlando todo el territorio, el 28 de noviembre de 1975 el Fretilin proclamó la independencia, creando la República Democrática de Timor Oriental. Sin embargo, ésta no fue reconocida oficialmente por Portugal, lo cual ha tenido importantes repercusiones políticas y diplomáticas, que se prolongan hasta ahora.

8 El 7 de diciembre de 1975, Indonesia invadió el territorio. Pocas horas antes el presidente norteamericano Gerald Ford había visitado Jakarta, donde posiblemente conoció y aprobó el plan expansionista del presidente Suharto. El Fretilin se vio obligado a replegarse de la capital, y de los puertos más importantes. El 2 de junio de 1976 la "Asamblea del Pueblo, integrada por miembros de la UDT y la Apodeti aprobó la anexión del país a Indonesia, como una provincia. Esta anexión no fue reconocida por el Comité de Descolonización de las Naciones Unidas, para el cual Portugal sigue siendo formalmente la potencia administradora. Australia y Estados Unidos la reconocieron en 1977.

9 Por su parte, la República Democrática de Timor Oriental, estableció relaciones diplomáticas con numerosas ex colonias portuguesas y países socialistas.

10 En diciembre de 1978 murió en combate Nicolás dos Reis Lobato, presidente de la República y del Fretilin. Pese a este golpe, el movimiento de liberación reorganizó sus filas y continuó resistiendo. Según se ha denunciado, la política genocida aplicada por Indonesia en la isla ha costado la vida a casi un tercio de la población.

11 En 1978 el ejército indonesio reclutó a jóvenes timoreses, en un intento por enfrentar a los mauberes entre sí. Pero, obedeciendo las consignas del Frente, los timorenses se insubordinaron y se incorporaron al Fretilin. En 1982 el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas aprobó una resolución exigiendo el retiro de las fuerzas de ocupación. En 1983 se firmó un cese de las hostilidades entre Xanana Gusmão, comandante en jefe del Fretilin, y el coronel Purwanto, jefe del cuerpo expedicionario. El presidente Suharto no reconoció el acuerdo y la guerra de guerrillas continuó.

12 La región es apreciada por sus riquezas naturales. En abril de 1985 se conoció en Lisboa la formación de un consorcio internacional para explotar las reservas de petróleo y gas natural en aguas territoriales fronterizas con Australia.

13 En 1988 un proceso de acercamiento entre el Fretilin y la UDT culminó con la creación de una organización común: la Convergencia Nacionalista. Esa unidad fue decisiva para que Portugal adoptara un papel activo en la cuestión timoresa. En el plano interno, el movimiento nacionalista reorganizó sus estructuras, adquirió un carácter nacional, no partidario, y Gusmão fue confirmado como comandante en jefe del ejército de liberación.

14 Ese mismo año Portugal logró que el Parlamento Europeo y la Comisión Europea adoptasen la tesis de la autodeterminación del pueblo maubere y la necesidad de alcanzar una solución negociada al conflicto, rechazando la ocupación indonesia.

15 En octubre de 1989 la Subcomisión de Derechos Humanos de la ONU aprobó una moción de condena a la ocupación y represión producidas en Timor Oriental por parte de Indonesia. Ese año se había desatado en la isla una creciente movilización popular, sobre todo en la capital Dili, donde los estudiantes salieron a las calles, incendiaron automóviles y destruyeron las casas de oficiales indonesios.

16 La entrada de corresponsales extranjeros fue prohibida y Dili quedó aislada del mundo: sus comunicaciones telefónicas con el exterior están cortadas y no hay ninguna representación diplomática.

17 Cuando el Papa Juan Pablo II visitó Dili, en octubre de 1989, un grupo de jóvenes abrió una pancarta del Fretilin a veinte metros del estrado donde se celebraba la misa. Se calcula que de las 80.000 personas presentes en la misa, 13.000 eran miembros de las fuerzas de seguridad indonesias. De inmediato se desató la represión contra los estudiantes que coreaban consignas contra la ocupación. Los periodistas que cubrían la visita papal, a pesar de que se les quitó material gráfico y cámaras, pudieron informar al mundo de la situación que se vive en el país.

18 Desde entonces la represión ha ido en aumento. En las puertas de los hogares las familias son obligadas a colocar una lista con los nombres de los habitantes. Dicha lista puede ser verificada por la fuerzas de ocupación a cualquier hora del día. Miles de mujeres mauberes han sido esterilizadas en forma compulsiva. En las escuelas está prohibido el uso del tetum, idioma nacional. La política de transmigración aplicada por las autoridades indonesias, pretende reducir al pueblo maubere a una minoría dentro de su propia patria. Además, se han descubierto en distintos puntos del país fosas comunes con cadáveres que evidencian ejecuciones masivas por parte de las fuerzas de ocupación.

19 El 12 de noviembre de 1991, durante un masivo pero pacífico cortejo fúnebre que acompañaba al cementerio los restos de un joven estudiante asesinado, el ejército abrió fuego de ametralladoras sobre la multitud, matando a por lo menos 50 personas y ocasionando innumerables heridos. Conocido el episodio, el gobierno portugués instó a la CE con la cual Indonesia tiene un pacto comercial de preferencia por ser uno de los seis países firmantes de la ASEAN (Asociación de Naciones del Sudeste Asiático) a cortar relaciones comerciales con aquel país y solicitó una reunión del Consejo de Seguridad de la ONU, criticando veladamente a este organismo por no asumir frente a Indonesia una actitud similar a la tomada contra Irak, cuando este país invadió Kuwait en agosto de 1990.

20 Una visita de parlamentarios portugueses a la isla, prevista para los primeros días de noviembre de 1991, fue cancelada a raíz de la negativa indonesia a permitir el ingreso de un periodista australiano que acompañaba la delegación.

21 Dirigentes de la oposición han acusado a Estados Unidos, Australia, los Países Bajos, Japón y otros países con importantes intereses económicos en Indonesia, de colaborar con Jakarta en minimizar el genocidio y silenciar la prensa internacional.

22 A fines de 1991 se denunció en Portugal que Jakarta y Canberra firmaron un contrato con doce compañías para extraer unos mil millones de barriles de crudo en el mar de Timor. La lista de esas empresas es encabezada por la Royal Dutch Shell (capitales británicos y holandeses) y la estadounidense Chevron. Le siguen seis compañías australianas, la japonesa Nippon Oil y las trasnacionales Phillips Petroleum, Marathon y Enterprise Oil Company. Paralelamente, voceros del gobierno australiano anunciaron que no apoyarán la adopción de sanciones contra Jakarta.

23 En Timor, los líderes de la Convergencia Nacionalista exhortaron a Portugal a romper las negociaciones con Indonesia y a tomar medidas más severas para procurar una solución diplomática al conflicto, con la intervención de las Naciones Unidas. La Convergencia Nacionalista esperaba que al ocupar Portugal la presidencia de la CE, existirían mejores condiciones para presionar al gobierno indonesio, para que se cumplan las resoluciones de la ONU: retirada de tropas ocupantes y realización de un referéndum para decidir su futuro polítco.

24 En marzo de 1992 partió del puerto de Darwin, en Australia, la nave "Lusitania Expresso, transportando activistas por los derechos humanos de más de 23 países, y personalidades políticas portuguesas, entre las que se encontraba el presidente Ramalho Eanes. "La nave de la paz, partió con el objetivo de realizar en Dili un acto en conmemoración de la masacre de noviembre de 1991. Las autoridades indonesias anunciaron de inmediato que la embarcación sería desviada a una isla cercana, desde la cual sólo se permitió continuar viaje a algunos integrantes de la comitiva.

25 En marzo de 1992 zarpó del puerto de Darwin, en Australia,  el "Lusitania Expresso", transportando a activistas de los derechos humanos de más de 23 países y personalidades políticas portuguesas, como el presidente portugués Ramalho Eanes. Los ocupantes de "la nave de la paz" tenían como objetivo realizar un acto en conmemoración de la masacre de noviembre de 1991. Las autoridades indonesias desviaron a la embarcación a una isla cercana, desde donde se permitió continuar viaje sólo a algunos miembros de la comitiva.

26 En noviembre, Gusmão fue capturado por las tropas indonesias y reemplazado a la cabeza del Fretilin por Antonio Gomes da Costa, quien también fue detenido poco tiempo después. El 11 de marzo de 1993, la ONU alertó acerca de las violaciones a los derechos humanos y solicitó el acceso a Timor Oriental, que recién le fue otorgado al año siguiente. En agosto, la pena contra Gomes da Costa, inicialmente condenado a cadena perpetua, fue reducida a 20 años, tras una importante campaña internacional en su favor.

27 Informes de principios de 1994 provenientes de la isla  indicaron que todos los sábados los familiares de muertos, "desaparecidos" y presos, se reunían en la plaza principal de Dili para orar y protestar. En noviembre, unas 100 personas fueron detenidas tras una serie de manifestaciones populares. La tensión prosiguió y un año después, en octubre de 1995, entre 50 y 100 personas fueron arrestadas tras tres días de disturbios en Dili.

28 A principios de 1996, poco antes del séptimo encuentro de los cancilleres indonesio y portugués para encontrar una salida a la situación en Timor Oriental, Amnistía Internacional pidió que se dejara acceder libremente al país ocupado a los observadores de organizaciones de defensa de los derechos humanos. Otros informes especializados insistían en las desigualdades sociales entre ocupantes y ocupados, pese a las publicitadas inversiones que realizaba el gobierno indonesio en sectores como la educación.

29 En diciembre de 1996 el activista exiliado José Ramos Horta y el obispo católico Carlos Filipe Ximenes Belo recibieron en Oslo el premio Nobel de la Paz correspondiente a ese año. Las autoridades indonesias intentaron boicotear la ceremonia, pero el problema de Timor Oriental ganó las primeras planas de la prensa mundial.

 

 

 

5.gif (35 bytes)
600.gif (62 bytes)
5.gif (35 bytes)
Sinopsis | Historia | Mapa |

ARRIBA

5.gif (35 bytes)
600.gif (62 bytes)
5.gif (35 bytes)
600.gif (845 bytes)

Portada | Países  | Temas | Actualización | Búsqueda | Correo

© Instituto del Tercer Mundo. Juan Jackson 1136. Tel. (598-2) 49 61 92. Fax: (598-2) 41 92 22
  e-mail: item@chasque.apc.org