Guia del Mundo - Portada
PortadaPaísesTemasActualizaciónBúsquedaCorreo
5.gif (35 bytes)
600.gif (62 bytes)
5.gif (35 bytes)

Kanaky
Kanaky

Sinopsis | Historia | Estadísticas | Mapa |

  
5.gif (35 bytes)
Historia

KANAKY FUE POBLADA POR LOS MELANESIOS (kanakes) hace tres mil años. El capitán inglés James Cook, en 1774 la llamó Nueva Caledonia por el parecido de sus colinas arboladas con las tierras de Escocia, conocida como Caledonia por los romanos. Su isla principal fue ocupada por la marina francesa, en 1853, quienes armaron una guardia local para reprimir las frecuentes insurreciones. La minería de níquel y cromo atrajo miles de colonos galos. Las tradiciones religiosas, artesanías y organización social fueron arrasadas y muchos nativos sin tierra confinados en "reservas". Las terrazas pacientemente construidas para los cultivos sucumbieron a la ganadería. La última rebelión armada fue sofocada en 1917 y no logró más que acelerar el proceso de confiscación de tierras por parte de los europeos.

2 El proceso colonizador se agravó después de la independencia de Argelia, con la llegada de pieds-noirs (colonos franceses de tendencia ultraderechista) procedentes de aquel país. En 1946 Kanaky se había convertido en Territorio de Ultramar francés, pero la autonomía política para asuntos locales no favoreció a los kanakes, que por esa época ya eran minoría frente a los caldoches (población de origen europeo, establecida hace un siglo).

3 Cuando en 1981 fue elegido presidente Francois Mitterrand, crecieron notablemente las esperanzas de los partidos independentistas. El líder socialista francés fue respaldado por la mayoría de la población kanake, que aspira a la independencia como manera de terminar con la injusta distribución del ingreso, que es de 7.000 dólares per cápita (el mayor del Pacífico salvo Naurú), pero que en la realidad está concentrado en manos de los hombres de negocios europeos, los métros, que gozan de increíbles beneficios fiscales, y de los caldoches, que acaparan los puestos públicos más importantes.

4 Los kanakes constituyen la base independentista activa; sumidos en la miseria, en su mayoría desocupados, sufren discriminación escolar, habitan "reservas" y tienen acceso sólo a 10% de la tierra cultivable.

5 En la década del 70 la movilización popular cobró un espectacular impulso: se sucedieron huelgas, ocupaciones de tierras, experiencias cooperativistas y una vasta campaña por la restitución de las tierras tribales ocupadas por los colonos (en su mayor parte, para la explotación de ganadería extensiva), que en definitiva significó un cuestionamiento al sistema de dominación colonial y a las estructuras económicas resultantes. Rescataron la tradición cultural (la coutume), la identidad kanake, al mismo tiempo que rechazaron la irrupción en tierras tribales del turismo de lujo, organizado por el "Club Méditerranée".

6 Las reivindicaciones de los kanakes fueron apoyadas por otros países melanesios independizados (Fiji, Salomón, Papua-Nueva Guinea y sobre todo Vanuatu) y así lo manifestaron en el Forum del Pacífico Sur, de agosto de 1981. Un mes más tarde el líder independentista Pierre Declercq, católico de origen europeo, fue asesinado en su casa por la extrema derecha, lo que transformó el malestar en abierta crisis política.

7 No es de extrañar que Francia se muestre renuente a otorgar la independencia si se considera que Kanaky posee el segundo yacimiento de níquel a nivel mundial y tiene además abundantes reservas de cromo, hierro, cobalto, manganeso y nódulos polimetálicos descubiertos recientemente en su lecho marino.

8 Pero, además, Kanaky tiene también valor estratégico desde una óptica militar. Sus puertos, sus instalaciones y sus bases (que concentran unos 6.000 efectivos y una pequeña flota de guerra estacionaria, incluyendo un submarino nuclear), son consideradas por el alto mando francés como un "punto de apoyo vital" para las cercanas Mururoa -con su establecimiento de ensayos nucleares- y Kuru, con su centro de lanzamientos espaciales.

9 En julio de 1984 la Asamblea Nacional Francesa legisló un marco especial de autonomía para la colonia, pero rechazó las enmiendas presentadas por los partidos independentistas. Esto no hizo más que confirmar los temores kanakes de que el gobierno socialista francés no tenía intención de otorgarles la independencia. En noviembre, la principal fuerza opositora, el Frente de Liberación Nacional Kanake Socialista (FLNKS) declaró el boicot a las elecciones locales para la Asamblea Territorial, que asegurarían el plan del gobierno francés de posponer indefinidamente la independencia de Kanaky.

10 En diciembre de 1984, cuando el gobierno local quedó totalmente en manos de los caldoches, el FLNKS proclamó unilateralmente la independencia de Kanaky y el establecimiento de un estado kanake. El boicot congregó al 80% de la población kanake, lo cual obligó al gobierno a anular las elecciones y llamar a negociaciones.

11 El 5 de diciembre de 1984 - inmediatamente después de que el gobierno francés anunció su voluntad de discutir la independencia de Kanaky con el FLNKS- diez militantes políticos kanakes fueron brutalmente asesinados por fracciones ultraderechistas caldoches. Comienza de este modo una etapa de violencia, que se prolongó a lo largo de todo 1985, y dejó un saldo de casi 40 muertos y miles de heridos entre los militantes políticos kanakes. Las fuerzas de seguridad destinadas por el gobierno francés a controlar la situación, lejos de lograr su objetivo, aparecieron vinculadas a varios de los crímenes y atentados cometidos contra las fuerzas independentistas.

12 En diciembre de 1986, luego de que el FLNKS obtuviera una clara mayoría en las elecciones para la Asamblea Territorial realizadas en setiembre, la Asamblea General de las Naciones Unidas proclamó el derecho del pueblo kanake a la autodeterminación y la independencia, y propulsó el reconocimiento del FLNKS como su representante legítimo.

13 Un año más tarde se llevó a cabo un referéndum para determinar si se mantenían los lazos con la metrópoli. En la votación participaron europeos e inmigrantes con apenas tres años de antigüedad en el archipiélago, razón por la cual el FLNKS llamó a boicotear dicho referéndum. La votación implicó una abstención del 41,5% que, según los opositores y los gobiernos de Australia y Aotearoa, quitó validez a las pretensiones de mantener la dominación colonial.

14 En mayo de 1988 el FLNKS capturó 22 gendarmes franceses y los mantuvo como rehenes. El objetivo era negociar su libertad en un posible pacto con el gobierno francés que surgiera de las siguientes elecciones.

15 Al fracasar las iniciativas de los kanakes en pro de la negociación, los franceses atacaron militarmente la isla de Uvéa, dejando un saldo de 19 muertos. Aparentemente, la mayoría de ellos fueron fusilados. La población local denunció que las tropas francesas realizaron razzias, torturas y todo tipo de violaciones a los derechos humanos.

16 En junio de 1988, el presidente del FLNKS, Jean-Marie Tjibaou y Jacques Lafleur -éste último, líder de la llamada Asamblea Popular Caledoniana para la República, que defiende el régimen y se opone tenazmente a la independencia- firmaron en París la Sección I del Acuerdo de Matignon, bajo los auspicios del primer ministro Michel Rocard. El efecto inmediato de la firma del tratado fue el restablecimiento del gobierno directo de Nueva Caledonia desde París, a partir de julio de este año. La Sección II del Acuerdo estipulaba la adopción de medidas preparatorias para la votación de la autodeterminación en 1988 y el congelamiento de los padrones electorales, para evitar que Francia siguiera aumentando el número de votantes con el envío de nuevos colonos.

17 En junio de 1988 el presidente del FLNKS, Jean-Marie Tjibaou y el principal líder político caldoche, Jacques Lafleur, firmaron en París los acuerdos de Matignon, bajo los auspicios del primer ministro francés Michel Rocard. El territorio fue dividido en tres regiones, dos de ellas con mayoría de electores kanakes. Uno de los objetivos de esta división administrativa era crear una "élite" política y financiera melanesia, partiendo del ejercicio del poder por parte de los independentistas en la mayor parte del territorio.

18 Otras disposiciones de los acuerdos preveían un mayor aporte financiero de París durante los diez años siguientes, un primer referéndum ese mismo año --a través del cual se ratificaron los acuerdos-- y otro en 1998 para pronunciarse sobre la independencia. En mayo de 1989, Tjibaou y otro importante dirigente independentista partidario de los acuerdos de Matignon fueron asesinados en Ouvéa.

19 En 1991 la balanza comercial se vio afectada por la caída de los precios internacionales de níquel y pescado. Los efectos de los acuerdos de Matignon empezaron a hacerse sentir. En las dos provincias controladas por los independentistas surgió una generación de nuevos dirigentes, pero la situación de gran parte de la población melanesia empeoró. La desigualdad de ingresos entre kanakes se agudizó y, por sobre todo, un mayor acceso al consumo alejó a muchos melanesios de sus estructuras comunitarias y de sus tradiciones.

20 En el sector caldoche, que comprende principalmente la capital Nouméa, también se agudizaron las desigualdades sociales. No sólo por la llegada de agricultores melanesios que construyeron barriadas populares en las afueras de la ciudad, sino también por el empobrecimiento de ciertos caldoches. En un contexto de creciente tensión social, los incidentes callejeros, como los de marzo de 1992, se multiplicaron.

21 Las repercusiones políticas de estas nuevas contradicciones sociales se vieron en las elecciones provinciales de 1995. El Palika, uno de los miembros del FLNKS presentó listas separadas, criticando la gestión de los representantes del Frente en las dos provincias controladas por los independentistas. Ambos sectores políticos obtuvieron resultados comparables.

22 En el plano sindical, las crecientes desigualdades se manifestaron en la entrada de numerosos caldoches a la Unión Sindical de Trabajadores Kanakes y Explotados (USTKE). Además, este sindicato, principal "enemigo" de los grupos patronales, acentuó sus críticas contra los "tecnócratas" que dirigen las provincias independentistas.

23 El futuro político seguía siendo incierto, entre otras razones porque un número creciente de dirigentes independentistas eran cada vez menos partidarios de la independencia en 1998, que podría conllevar una reducción de su nivel de vida.

 

 

 

5.gif (35 bytes)
600.gif (62 bytes)
5.gif (35 bytes)
Sinopsis | Historia | Estadísticas | Mapa |

ARRIBA

5.gif (35 bytes)
600.gif (62 bytes)
5.gif (35 bytes)
600.gif (845 bytes)

Portada | Países  | Temas | Actualización | Búsqueda | Correo

© Instituto del Tercer Mundo. Juan Jackson 1136. Tel. (598-2) 49 61 92. Fax: (598-2) 41 92 22
  e-mail: item@chasque.apc.org