FEDERACIÓN DE MUJERES CUBANAS

Creada en agosto de 1960, se trazó como objetivo principal la incorporación de la mujer a la sociedad y al empleo, así como al programa de cambios sociales y económicos en marcha en el país.

Está estructurada territorialmente a nivel nacional, provincial, municipal y de base. Su Dirección Nacional está integrada por un Comité Nacional y un Secretariado, encargados de hacer cumplir los acuerdos adoptados en cada Congreso, órgano máximo de dirección que se celebra cada cinco años. El Comité Nacional reúne a mujeres representativas de todos los sectores sociales y a aquéllas que se encuentran en puestos de toma de decisiones en ministerios claves, en el Partido Comunista de Cuba, sindicatos y otras organizaciones sociales.

La Presidenta de la FMC integra el Consejo de Estado y dirige la Comisión de Atención a la Mujer, la Infancia y la Juventud de la Asamblea Nacional del Poder Popular, participando en la formulación de las leyes que tienen que ver con la mujer, entre otras, la discusión y elaboración del Código de la Familia, aprobado en 1975.

Tras la promulgación de dicho Código, la Federación dio una dura batalla por el pleno ejercicio de la igualdad de la mujer, como fue la reducción de los trabajos considerados no aptos para las mujeres. Es el "mecanismo nacional" encargado de promover la igualdad de la mujer, cuyo carácter es muy diferente de los existentes en el resto de América Latina.

En 1992 agrupaba a más de tres millones y medio de mujeres en todo el país, representando el 85,6% de las mujeres mayores de 14 años, en su mayoría trabajadoras y amas de casa. Cuenta con más de setenta y cuatro mil delegaciones (organización de base) integradas por un promedio de cincuenta a cien mujeres, catorce Comités y Secretariados Provinciales y 169 Comités y Secretariados Municipales.

Su labor de coordinación se aprecia en los programas implementados en conjunto con diversos ministerios y organismos de gobierno, destacando las Comisiones de Coordinación del Empleo Femenino, que apuntan a mejorar la participación laboral femenina y a evitar las discriminaciones en las contrataciones.

A nivel municipal, tienen especial importancia las Casas de Orientación de la Mujer y la Familia, que otorgan asesoría e información sobre sus derechos y cómo demandarlos. Los grupos prioritarios de atención son las amas de casa, las trabajadoras, las mujeres rurales, jefas de hogar, madres adolescentes, mujeres en la tercera edad y mujeres de medios de comunicación.

La Federación ha realizado numerosos Encuentros Continentales de Mujeres. La solidaridad internacional frente a determinadas coyunturas, como la "deuda externa" (1988), ha sido el tema central; el más reciente (marzo de 1993), en solidaridad con el pueblo cubano. También ha creado espacios de capacitación para mujeres de toda la región latinoamericana.

En el contexto de la dura crisis que atraviesa el país actualmente, las mujeres organizadas se han incorporado activamente al Plan Alimentario, han creado huertos familiares, vuelto a la medicina tradicional, desarrollado productos naturales para el aseo y reciclado materiales de desecho.

FEDERACION DE MUJERES CUBANAS, 1993

Objetivos:

Principales acciones:

 

Fuentes: Federación de Mujeres Cubanas, 1992.

 

COMPOSICION SOCIAL DE LAS MUJERES AFILIADAS A LA

FEDERACION DE MUJERES CUBANAS, 1985-1992

 

1985

1989

1992

 

IV Congreso

V Congreso

 
 

%

%

Trabajadoras

1.117.800

40,4

1.361.244

40,2

- (1)

Amas de casa

1.123.531

40,6

1.343.882

39,6

-

Estudiantes

392.174

14,1

461.413

13,6

-

Jubiladas

858.666

3,1

169.088

5,0

-

Otras

49.775

1,8

53.942

1,6

-

Total

2.769.146

100,0

3.389.569

100,0

3.609.669

 

 Notas:

(1) No existe información sobre composición social de las afiliadas para 1992, ya que ésta se obtiene sólo en los Congresos.

Fuentes: Esfera de Organización, Dirección Nacional de la Federación de Mujeres Cubanas.

 

PROGRAMAS PARA LA MUJER EN OTROS ORGANISMOS DE GOBIERNO, 1993

 

Fuentes: Federación de Mujeres Cubanas, 1992.